Estilo

Libro rico y abundante en el vocabulario.

Intención pedagógica. Intención promovida por la Institución Libre de Enseñanza.

Palabras inventadas por el poeta, al uso modernista, pocas.

En algunas ocasiones asoma el andalucismo, léxico local.

Abunda la figura retórica de la imagen en la forma de la comparación o de la metáfora.

Empleo de la animación.

Lectura nivel simbólico y nivel literal

Abunda el adjetivo.

Platero es el oyente cercano y de esta manera se acerca a los lectores.

Usa la interrogación retórica, la admiración y los puntos suspensivos.

Contenido

J.R. se extasia ante el paisaje y cuenta lo que no le parece bien (corrida de toros, peleas de gallos, las aglomeraciones, las procesiones, etc.)

Registra el dolor, la muerte, la violencia,…

No oculta la realidad por más que registre la belleza.

Es capaz de llegar del idilio a la elegía.

El idilio lo conduce a los viejos clásicos (Capítulo 84 “Clásico y romántico”).

Género

Platero es difícil de clasificar. Se podría decir que reúne dos géneros literarios, el lírico y la novela. Algunos lo califican de relato poético de poemas en prosa (puede leerse independientemente, pero todos juntos adquieren sentido para constituir una obra unificada).

Tiempo

Moguer es uno, pero cada estación del año le da un matiz diferente, esto ocurre por la sucesiva coloración de las estaciones, la variedad de los trabajos en el campo y en el lugar, las fiestas, etc.

No se trata de un año rigurosamente cronológico, sino de un módulo poético. Este año reúne los “modos” que el poeta había vivido en su infancia y adolescencia.

Moguer

“Yo tenía conciencia de que era andaluz, no castellano…”

Afirmación de lo andaluz a través de Moguer, con el testimonio de su personalidad interior.

No sólo exalta al amado burrillo, sino al pueblo donde rememora su infancia y los paisajes moguereños.

El Poeta y Platero

Dispuesta en dos planos:

  • Uno el presente actual, en primera persona.
  • Otro, tiempo pasado, pretexto cercano o lejano.

J.R. cuenta sucesivamente y mezclados la actualidad y los recuerdos, y la narración adquiere un valor autobiográfico.

Platero es el animal simbólico- prolongación del propio poeta, que si no se encuentra solo al establecer la narración.

“Platero es el nombre jeneral de una clase de burros, burro de color de plata… En realidad Platero no es sólo un burro, sino varios (en uno) una síntesis de burros plateros.

  • Otros antecedentes literarios de burros: Stevenson (1879), o la lírica francesa (Francis Jammes) que hace reflexiones que formula los mismos asnos.

(Habla del asno de Jesús, el golpeado, el de Sancho Panza, el del jardinero, el del tirititero, el de Beatriz de Dante…)

Pero no existe el cuidado que tiene J.R en respetar la autonomía animal, en que el asno aparece como tal sin aturdirle condición humana.

J.R. leyó los poemas de Jammes. La sensibilidad moderna hacia el mundo animal procede de la literatura de fin de siglo. (Diálogo de Bestias).

Se ha pensado también en la influencia por el conocimiento de la literatura oriental de J.R.

Esto ha dado a los artistas una notable actividad, contando la interpretación de la obra sobre todo en Platero.

Vertebración de Platero

La proyección sobre Platero.

Moguer y su entorno.

El transcurso de un año cronológico.

Platero

  • Compuesto entre 1907-1916.
  • Publicación: Versión para niños en 1914 con el título Elegía Andaluza y edición completa en 1917.
  • 63 capítulos en la primera y los 138 en la segunda.
  • El motivo de la 1ª es porque estaba destinada a formar parte de una colección titulada Biblioteca de la Juventud en las publicaciones de la Lectura.
  • No se escribió para niños. Decía Eugenio D’Ors que los “niños adorarán Platero y yo porque no ha sido escrito con premeditación para ellos.”
  • A J.R.J. no le gustó la edición que estaba descuidada y no le gustaron las ilustraciones.
  • Los niños aparecen y acompañan al poeta en sus paseos, y ve cómo se comportan. El Juan R. Niño, a través de sus recuerdos es el protagonista de algunos capítulos.
  • J.R. intentó a lo largo de su vida, cambiar Platero en sus muchos apuntes, lo llamó Platero revivido, Platero residente, Platero (sin yo), Otra vida de Platero, al final se decide por Primer Platero, Platero Mayor, Último Platero.
  • Se justificaba por diferentes razones, tendencia a lo sencillo, más precisión expresiva, su sistema ortográfico propio, cambios de signos de puntuación más ajustados a la fonética, eliminación de puntos suspensivos, menos comas… Esto no fue posible y seguimos conociendo la de 1917.
  • Con Platero J. R vertebra la idea de unidad de sus prosas desde 1898.
  • Dice J.R. que ninguna de las páginas de Platero le llevaron más de 10 minutos y tenía 24 años. ( No muy creíble).

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR